Plumas invitadas
Las fábulas de Pla Ventura
Entre lo Divino y lo Pagano
Frases célebres
Noticias
videos de Facundo Cabral
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 
Autor: Isaura Díaz Figueiredo
17/07/2018
LA IMPORTANCIA DEL DESCANSO PARA LOS NIÑOS

L

a palabra vacaciones, tiene su origen en el vocablo latino “vacatio” que significa tiempo de vaciamiento. Es saludable y necesario vaciarse de las rutinas de todo el año. Por este motivo, el paréntesis ha de ser un espacio alejado de la vorágine que nos devora los 365 días, rutina, obligaciones, exigencias. Es saludable y necesario tanto para niños como para padres.

Lo primero que cambia en este período son los horarios: existe una mayor flexibilidad. Hay que dejar que los chicos descansen, sobre todos los primeros días de vacaciones, pero ¡OJO! evite que se desvelen y que el sueño pierda regularidad.

Pero no todo felicidad… ¿Y los padres? ¿Problemas?

Los chicos tienen tres meses libres de obligaciones, para muchos papás genera un sin fin de complicaciones por cuestiones laborales, necesitan que alguien los cuide. A esto se le agrega exigencias y las temidas frases:

“Estoy aburrido”“Cómprame”“Quiero, quiero…“Y ahora qué hacemos”, unidas a un sinfín de etc.

Los padres se angustian, comienzan a ponerse ansiosos, terminan cediendo a fin de tenerlos contentos, y gastando un dinero que no estaba presupuestado, lo cual incrementar su malestar. Se escucha…¡Preste atención! —“no veo la hora que empiecen las clases así descanso un poco”—   y metidos en la “ruleta” afloran sentimientos de culpa por querer sacarse los niños de encima.

Las vacaciones sinónimo de diversión y aprendizaje. Los padres han de dedicarse “espacio para ellos”.

Hay que hacerles entender que las vacaciones implican un receso en las responsabilidades, un descanso en la rutina.

Desde edades tempranas se les ha de enseñar a organizar el tiempo. ¿Cómo? Sabemos que lo qué prima en el niño es jugar y experimentar. El juego es actividad sumamente placentera y catártica, los niños crean su mundo, reordena su universo de forma que le agrade y haga feliz.

Generar su propio espacio de intimidad… hace que deje de dar monsergasMe permito unas breves recomendaciones.

—Respetar los horarios de sueño y comida para evitar alteraciones de los ritmos vitales

—Las vacaciones deben ser para el niño —aún con suspenso—períodos de descanso y recreación.

—Compartir  tiempo con los hijos en la medida que las posibilidades laborales lo permitan

—Organizarles actividades con los amigos: Campamentos, ludotecas, granjas, iniciarles en la práctica de algún deporte que sea del agrado del chico, o perfeccionar el que se practicaba.

NUNCA ME CANSARÉ DE REPETIR, que el mejor deporte es LA NATACIÓN, salva su vida y la de otros.

—Otra alternativa puede ser visitar museos, admirar paisajes, hacer fotografía, desplazarse a algún lugar distinto, preparar picnics, ir a ver espectáculos públicos. Favoreciendo siempre la unión familiar. ¿Y por qué no talleres de arte? Permiten al niño descubrir sus propios talentos y desarrollar múltiples habilidades.

En el hogar han de realizar actividades que promuevan su autonomía, por ejemplo ayudar a cocinar, limpiar, ordenar su cuarto, librería, decorar la habitación para el nuevo curso, etc.

 
  Nombre
  Email
 
  Comentario
 
INSERTE EL CÓDIGO para activar su opinión
CAPTCHA Image
código:     ((Pincha si no puedes leer el código))

 
consulta y respeta las normas de uso