Plumas invitadas
Las fábulas de Pla Ventura
Entre lo Divino y lo Pagano
Frases célebres
Noticias
videos de Facundo Cabral
 
 
Autor: Pla Ventura
15/01/2018
EL PEOR ENEMIGO

N

o hay peor enemigo que uno mismo; nosotros solos, sin necesidad de nadie nos forjamos nuestras propias miserias a las que, más tarde, queremos endosárselas a los demás. Es decir, el culpable que siempre buscamos vive en nuestro interior.

Si tenemos el valor de analizarlo muy pronto comprenderemos la verdad de la vida. Yo, yo, yo, yo, siempre yo. El peor signo de egolatría que pudieras padecer; el que nos lleva hasta el precipicio puesto que, uno, en soledad, no es nadie; pero siempre abogamos por el yo abstracto que no tiene sentido alguno. ¿Quién eres tú? ¿Te lo preguntaste alguna vez frente al espejo? Haz la prueba y encontrarás el remedio para todas tus penas porque solo el espejo te dirá verdad; te dolerá, seguro que sí, pero si has sido capaz de dicho análisis ya tienes mucho camino recorrido en la vida.

La vida es bella por sí misma, es cuestión de entenderla y, lo que es mejor, aceptarla. Por supuesto que la vida no es como nosotros quisiéramos que fuera, craso error para los que así piensan. La solución para todos nuestros males no es otra que mirar hacia atrás y, todos, sin distinción, encontraremos el consuelo adecuado. ¿Anhelas la riqueza de los demás? La pregunta es clave. ¿Qué hiciste tú para lograrlo? Seguramente me responderás que no hiciste nada, que no pudiste, que no tuviste valor, que no te dieron oportunidades. Eso podía haber respondido los que han triunfado. ¿Eres capaz de ponerte en la piel del triunfador? Hazlo, por favor. Si así lo hicieres seguro que entenderías muchas cosas y, lo que es mejor, saldrías de todas las dudas que ahora te atenazan.

Ante todo, consuélate porque la pobreza no es un pecado; como tampoco lo es la riqueza bien entendida y ganada con honradez. Entendemos la vida como una batalla entre vencedores y vencidos, de ahí el cataclismo que sufrimos a diario. No es cierto que haya dos bandos; existen dos maneras de entender la vida, los que son capaces de crear puestos de trabajo y los que honradamente los aceptan para ganarse el pan con dignidad.

Basta ya de ver al enemigo a la persona que nos ha dado la oportunidad de ganarnos la vida con honradez y dignidad. El único enemigo que nos encontramos en el camino es el derrotista, el anti sistema que quiere mamar de la teta llamada Estado sin asumir responsabilidad alguna.

A eso, muchos le quieren llamar Estado de Derecho, digamos que todos seamos iguales; que en realidad lo somos porque venimos del mismo padre, Dios. Pero ese Estado que muchos promulgan no es otra cosa que una gran mentira; nadie debe de consentir que le mantengan los demás mientras esté atiborrado de salud.

 

 
  Nombre
  Email
 
  Comentario
 
INSERTE EL CÓDIGO para activar su opinión
CAPTCHA Image
código:     ((Pincha si no puedes leer el código))

 
consulta y respeta las normas de uso